close

En A*DESK llevamos desde 2002 ofreciendo contenidos en crítica y arte contemporáneo. A*DESK se ha consolidado gracias a todos los que habéis creído en el proyecto; todos los que nos habéis seguido, leído, discutido, participado y colaborado. En A*DESK colaboran y han colaborado muchas personas desinteresadamente, con su esfuerzo y conocimiento, creyendo en el proyecto para hacerlo crecer. También desde A*DESK hemos generado trabajo para casi un centenar de profesionales de la cultura, desde pequeñas colaboraciones en críticas o clases hasta colaboraciones más prolongadas e intensas.

En A*DESK creemos en la necesidad de un acceso libre y universal a la cultura y al conocimiento. Y queremos seguir siendo independientes y abrirnos a más ideas y opiniones. Si crees también en A*DESK seguimos necesitándote para poder seguir adelante. Ahora puedes participar del proyecto y apoyarlo.

Magazine

11 abril 2012
The Family Fang

Martí Manen

El cruce de caminos entre arte contemporáneo y literatura: ese cruce que visto desde el mundo del arte parece que con controlar dos nombres (Vila-Matas y Houellebecq) ya estás bien situado, ocurriendo algo bastante parecido desde la literatura (con una idea de artista romántico y, apurando un poco en casos extremos, con el Land Art vamos más que bien).

En este cruce aparecen otras cosas. Una de ellas de “The Family Fang” de Kevin Wilson. Una familia de artistas contemporáneos. O mejor, una pareja de artistas con dos niños obligados a tener un papel clave en los proyectos artísticos.

Proyectos artísticos que funcionarían fantásticamente bien en el mundo del arte. Si fueran verdad. Proyectos que cuestionan la sociedad, el capitalismo y la actualidad desde dentro. Proyectos que ocupan los centros comerciales para hacer arte que afecte a los consumidores y les obligue a pensar y a cuestionarse el mundo. Leyendo el libro puedes visualizar los trabajos de los Fang en exposiciones serias, de recuperación histórica de los 80 (que ya están aquí). Funcionan. Y es lo bueno, que todo podría ser real.

Kevin Wilson, además de presentar la obra de los Fang, sigue la evolución de los hijos una vez ya adultos, niños a quienes el arte de sus padres les marcó la vida. Ser hijo de un performer y que tus padres te consideren parte de su obra es lo que tiene, que entre el arte y el amor, entre la vida y la construcción de ella es difícil saber dónde están las fronteras.

Comisario de exposiciones y crítico de arte. Sí, después de Judith Butler se puede ser varias cosas al mismo tiempo. Piensa que las preguntas son importantes y que, a veces, preguntar significa señalar.

close
close
close
"A desk is a dangerous place from which to watch the world" (John Le Carré)