close

En A*DESK llevamos desde 2002 ofreciendo contenidos en crítica y arte contemporáneo. A*DESK se ha consolidado gracias a todos los que habéis creído en el proyecto; todos los que nos habéis seguido, leído, discutido, participado y colaborado. En A*DESK colaboran y han colaborado muchas personas, con su esfuerzo y conocimiento, creyendo en el proyecto para hacerlo crecer internacionalmente. También desde A*DESK hemos generado trabajo para casi un centenar de profesionales de la cultura, desde pequeñas colaboraciones en críticas o clases hasta colaboraciones más prolongadas e intensas.

En A*DESK creemos en la necesidad de un acceso libre y universal a la cultura y al conocimiento. Y queremos seguir siendo independientes y abrirnos a más ideas y opiniones. Si crees también en A*DESK seguimos necesitándote para poder seguir adelante. Ahora puedes participar del proyecto y apoyarlo.

Spotlight

16 marzo 2020
Interconectados

A*DESK

Podemos aprender, y mucho, de la crisis mundial relacionada con el coronavirus que estamos viviendo y cuyas causas son mucho más profundas y diversas. La globalización nos está mostrando nuestra interdependencia y fragilidad como individuos y como colectividad.

Proponemos a continuación algunas lecturas, vídeos y recogemos sugerencias para utilizar este tiempo de pausa forzada generalizada para reflexionar, disfrutar, descubrir y replantearnos muchas cosas. Esperemos que al final, esta experiencia no nos haga más solitarios y desconfiados, sino más solidarios.

Empezamos con tres recomendaciones de carácter general, para analizar la situación y su impacto en la sociedad, la economía y el mundo de la cultura.

Yannis Varoufakis en Diem25 sobre el impacto económico y político del coronavirus

Guillem Martínez y su Decameron particular y dirario en el contexto español

El mundo que hemos creado, el artículo de Blanca de la Torre para Campo de Relámpagos

El mundo de la cultura está reaccionando a la situación de confinamiento generalizado. Muchos museos y centros de arte continúan abiertos online y ofrecen visitas virtuales, accesos a archivos y material audiovisual.  Se puede acceder a ellos a través de sus páginas web o de sus redes sociales. Multitud de músicos realizan conciertos online desde sus casas o festivales como Cuarentena Fest, que tiene lugar vía streaming hasta el 27 de marzo.

En teatro, se puede visionar online todo el archivo que el INAEM tiene de obras grabadas. Pero sobretodo, destacamos la iniciativa de compañías como La Calórica, que han hecho accesibles obras anteriormente creadas por ellas. Auténticas maravillas. Con el hashtag #coronavirusplays se pueden ir siguiendo nuevas incorporaciones de otras compañías y autores.

Las posibilidades cinematográficas y audiovisuales online son inacabables. Para no perderse en un mar infinito de posibilidades, podemos seguir las sugerencias de nuestra colaboradora Marla Jacarilla en redes. Señalamos aquí, un clásico, un must que marcó a generaciones en este país, La Cabina de Antonio Mercero, que sirve de introducción a la exposición Poéticas de la democracia. Imágenes y contraimágenes de la Transición, del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, y que habla del cambio en una sociedad pre-transición y que quizás, refleja también el momento actual. Atención, pues, de nosotras y nosotros depende (no totalmente, pero sí en gran parte) hacia donde se produzca el giro.

(Imagen destacada: Antonio Melero. La Cabina, 1972. Imagen procedente del archivo de RTVE)

A*DESK, Instituto Independiente de Crítica y Arte Contemporáneo, se dedica a la formación, la edición y la investigación en torno a la crítica de arte contemporáneo. Bajo la visión de que el pensamiento crítico hace libres a los individuos, su misión es reivindicar activamente el valor de la crítica: generar debate en torno al arte contemporáneo, dotar al individuo de libertad de opinión e impulsar, así, la cultura.

Publicaciones

16 marzo 2020

Interconectados

31 diciembre 2018

Estatus Artista

30 noviembre 2018

COREOGRAFÍA

31 octubre 2018

PIEDRAS

close
close
close
"A desk is a dangerous place from which to watch the world" (John Le Carré)